Buscar
  • Carlos Cosme

Cirugía para Hemorroides

Existen diferentes escenarios en los que las hemorroides deben de ser tratadas con cirugía.

El primero de ellos es en los casos de trombosis hemorroidal externa, en especial en casos tempranos (dentro de las primeras 72hrs de inicio de los síntomas), cuando el dolor es intenso o en los casos en que la trombosis sea grande (dos cuadrantes o más).


Otro de los escenarios es en aquellos pacientes que presentan síntomas de hemorroides externas asociadas a síntomas de hemorroides internas o síntomas de hemorroides internas como sangrado (en los que no tuvieron respuesta al tratamiento) y prolapso (Grados III o IV).


La cirugía (hemorroidectomía), como tal, implica la resección de los paquetes hemorroidales. Esta, se puede realizar con anestesia general, bloqueo peridural y en algunas ocasiones (en pacientes seleccionados) con anestesia local (bloqueo de pudendos) más sedación.


Nuestra preferencia es utilizar una tijera ultrasónica para realizar el procedimiento, la cual ha demostrado una disminución en el dolor postoperatorio, una recuperación más rápida y menos complicaciones en general.

La hemorroidectomía es un procedimiento seguro y con un buen resultado a largo plazo.

7 vistas0 comentarios